CRISTO ORA AL PADRE

SEGUNDA PARTE
EL CONTENIDO DE LA ORACIÓN DE JESÚS
C IV - GLORIFICACIÓN DE JESÚS PARA LA GLORIFICACIÓN DEL PADRE (Jn 17, 1-5)
Todo se abre con unas palabras del evangelista, que muestran la actitud orante de Jesús. - El evangelista , establece con sus palabras introductorias una clara separación entre lo sucedido hasta ahora en el Cenáculo y lo que va a seguir de inmediato. Ya desde el principio se crea un clima propio de la oración de Jesús. - Todo el discurso está caracterizado como una manifestación de cuanto Jesús oyó del Padre. - Después de hablar con sus discípulos, Jesús comienza a tener un nuevo interlocutor, su palabra tomará otra dirección al volverse al Padre. Tanto el movimiento de los ojos como el término de su mirada, el cielo, ponen de manifiesto su actitud orante. Datos que muestran la importancia de cuanto seguirá después.

Jn 17,1 "Padre, ha llegado la Hora; glorifica a tu Hijo
 La razón última de la glorificación del Padre en la glorificación futura de Jesús en su muerte y resurrección radica en ser el Padre el mismo autor de la glorificación del Hijo... Semejante reconocimiento de la acción glorificadora del Padre en la "hora" de Jesús será también profesado mediante la fe de aquellos que crean en Jesús, por su misma glorificación... Será Pablo el que apunte de un modo directo a la gloria del Padre en la gloria de Jesús: "Toda lengua confesará que Cristo Jesús es Señor para gloria de Dios Padre" (Fil 2,11)

 Jn 17,2 "... le diste poder sobre toda carne para que todo cuanto le has dado... "
 Esta vida, que el Padre y el Hijo poseen en sí, se puede también comunicar a los hombres haciéndolos partícipes de esta vida divina, y por tanto haciéndoles que posean la vida de Dios por la fe y que esa vida se continúe, aun perdiendo la vida humana al morir. - El comunicar Jesús esta vida divina a los hombres, a los que el Padre le da, a sus discípulos, es un modo concreto de realizar el poder que ha recibido sobre toda carne; es además una manera de glorificar Jesús al Padre. La glorificación que Jesús pide para sí redunda ciertamente en gloria del padre, pero contribuye también a vivificar con vida eterna. A través de esta comunicación que Jesús hace a los hombres de la vida divina realiza el cumplimiento de la misión recibida, lleva a término la obra de salvación para la que fue enviado


Jn 17,3 "Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti único Dios verdadero y a tu enviado... "

La comunicación de esta vida a los hombres se hará mediante un conocimiento del único Dios verdadero y de su enviada Jesucristo.

Jn 17,4 "... te glorifiqué sobre la tierra llevando a término la obra... "
La petición de la glorificación de Jesús, oreintada para glorificación del Padre, y para bien de aquellos que éste ha dado a su enviado, adquiere un especial relieve e insistencia cuando se propone la gloria que ya Jesús ha tributado al Padre al llevar a la perfección la obra encomendada.

Jn 17,5 "Y ahora glorifícame a mí tú, Padre, junto a ti con la gloria que tenía junto a ti..."













C V - ACTIVIDAD REVELADORA DE JESÚS Y ACOGIDA DE LOS DISCÍPULOS(Jn 17,6-8)

C VI - PETICIÓN DE UNIDAD PARA LOS DISCÍPULOS (Jn 17,9-11)

C VII - PETICIÓN DE DEFENSA 
DEL MALIGNO PARA LOS DISCÍPULOS 
(Jn 17,12-16)


C VIII - PETICIÓN DE SANTIFICACIÓN PARA LOS DISCÍPULOS (Jn 17,17-19)

C IX - PETICIÓN DE UNIDAD DE LOS CREYENTES PARA LA FE DEL MUNDO
(Jn 17,24-26)

C X - PETICIÓN DE COMÚN MISIÓN DE LOS CREYENTES CON JESÚS (Jn 17,24-2) 

C XI - ELEMENTOS DE LA TRADICIÓN EN JN 17

C XII - LA ACTITUD ORANTE DE JESÚS